Tiempo de ayuno y oración – Propuesta semanal para el 24 de marzo

23 Mar 2021
en Espiritualidad y devoción
Tiempo de ayuno y oración – Propuesta semanal para el 24 de marzo


Tiempo de Cuaresma, para andar despacio y pensar profundo


Ibas a la “ciudad de paz” para ser crucificado.
Y todavía te diste el tiempo de enseñar a tus discípulos
sobre la misión de paz que es la esencia de tu reino,
a reconocer al prójimo en el que es diferente,
a orar para que tu reino se cumpla,
a buscar ese reino y esperar las añadiduras,
a buscar lo que se ha perdido y a gozarse cuando se encuentra.
Te diste tiempo de visitar a tus amigos,
sanar al enfermo del cuerpo y del alma,
a comer con los pecadores y convidar a los miserables a un gran banquete…
¡Qué manera de afirmar el rostro!, para luego…
Sí, solo se puede enfrentar la muerte con dignidad, cuando se afirma la vida
propia en la vida del otro o de la otra.

Betty Hernández C.

Con la Biblia en la mano

Marcos 11: 1 -11

Vamos leyendo el texto despacio, para que todo lo que allí pasó nos imprima el corazón de emoción, de entusiasmo, y nos levante la fe.

Le pedimos a nuestro Dios que esta fecha no sea sólo una recordación emotiva sino que nos recuerde que El nos llama a caminar junto con el pueblo, a vivir nuestra religiosidad en compromiso con las personas más frágiles y vulnerables, a luchar por la paz y la justicia, a vivir en el amor así como él nos enseñó…


Tiempo de ayuno y oración

Pensamos en nosotras y nosotros…

  • ¿Dónde nos encontraría Jesús si entrara hoy en nuestra ciudad?
  • ¿Nos encontraría en las calles?
  • ¿Vamos con la gente voceando “Bendito el que viene en el nombre del Señor?
  • ¿Estamos callados a un costado del camino?
  • ¿Estamos “resguardados” en los templos, entre los que nos conocemos, siempre entre los mismos?

Oramos

Te ofrecemos nuestros corazones, Jesucristo, extendemos nuestras manos hacia ti.
Ayúdanos a salir a tu encuentro, en el encuentro con aquellos que tanto te necesitan.
Si no nos viste en el camino, gritando y agitando palmas.
Que puedas encontrarnos junto a los enfermos, aquellos que están más allá de toda ayuda que la ciencia le pueden dar.
Encuéntranos sosteniendo la mano de los que mueren solos
O poniendo una mano en el hombro en los que se quiebran por la carga que soportan.
Escúchanos, buen Dios.
Queremos orar también por las personas que trabajan en hospitales y hogares de ancianos,
en estaciones de bomberos y farmacias, en supermercados y laboratorios …
Ven a ellos con tu amabilidad y protégelos.
Escúchanos, buen Dios, oramos por las personas de quienes nos estamos olvidando
en la vorágine de estos días; los refugiados, las víctimas de la violencia doméstica,
los engañados y maltratados, los hambrientos y los que están tan solos.
Ven a ellos y sálvalos. Escúchanos, buen Dios.
Te ofrecemos nuestros corazones y te agradecemos por el regalo de la fe
Porque “La fe es el ave que canta cuando la noche es oscura”.
Gracias porque te pertenecemos a ti y los unos a los otros.
Gracias por los signos de amor y solidaridad,
por las palabras amables y por la música.
Gracias por tu palabra viva
y por el testimonio de fe y amor de tu iglesia invisible y universal.
Por todo esto oramos en esta fecha tan especial donde sentimos tu presencia
Hoy en estos días de Semana Santa y cada nuevo día. AMÉN

(adaptado de Karin Krug – tomado de Red Crearte)

Oramos todos juntos y juntas por


  • Este tiempo de ayuno y oración para poder seguir en el entrenamiento cuaresmal, para seguir con Jesús en la vida de nuestros prójimos/as, ayudando, orando, haciendo sentir la presencia amorosa del Señor en cada uno.
  • Por los líderes, Pastores y Pastoras en este tiempo de Cuaresma, para acompañar a descubrir al hermano/a el mejor camino hacia Jesús.
  • Por el inicio de las actividades escolares, que sean lo mejor para todos . Oramos por el alumnado , por los docentes y directivos que van a comenzar un tiempo nuevo, distinto, en las mismas escuelas, sintiendo que ninguno es igual por haber atravesado tiempos de aislamiento, de clases virtuales, tal vez tiempos de enfermedad o pérdida.
  • Allí te pedimos Señor una misericordiosa bendición desde lo alto, que puedan sentir tu mano abrigando a cada uno, para que todos vuelvan a sentir que es el lugar dónde se aprende y se comparte, donde se juega y también se crece.
  • Hoy especialmente oramos por la MEMORIA, LA VERDAD Y LA JUSTICIA, y que puedan florecer para siempre en nuestros pueblos, y así sentir que todo tuvo sentido porque no se dejó morir.

Las Comunidades de Fe:

  • ¡¡Mar del Plata está orando para ver crecer la Iglesia con jóvenes, niñas y niños!! ¡¡Cuando los hermanos y hermanas oran juntos el Señor manda bendición!!
  • Distrito Córdoba: Que tu Consuelo oh Dios llegue a las familias que están atravesando problemas económicos, de salud y de relaciones. Restaura y transforma nuestras familias.
  • Distrito Norteño, para poder programar actividades juntos, para crecer como distrito…
  • Por la comunidad de Tucumán, Pido que oremos por sus jóvenes y adolescentes, por sus hogares, y que el Señor los ilumine para tener un encuentro personal y reconocerlo como Señor de sus vidas…
  • La Iglesia Nacional, el Obispo, los Pastores y Pastoras, que siguen sosteniendo la comunión en sus lugares habituales de mil formas diferentes Virtuales o presenciales.
  • ORAMOS por los Hogares LOWE, por su situación económica, para que florezca aún en este tiempo de pandemia. Amado Padre tú lo haces posible. Por el personal que trabaja allí, que sientan la bendición del Señor por la tarea que realizan y a la vez estén tranquilos sabiendo que pueden seguir trabajando. Por cada uno de los niños y niñas que están en los hogares, bendícelos Señor, con alegría, con ternura, con esas risas que sólo los más chicos pueden contagiarnos. Una bendición especial para todos los que allí habitan, tu abrazo a cada uno y tu caricia sobre sus cabezas sintiendo tu presencia.

Te lo pedimos en el nombre de Jesús.

Amén



DIOS te tiene en su agenda cada día y te bendice, sé agradecida/o con su bendición.

¡¡¡Hasta la próxima semana!!!

Pastora Cristina Dinoto
Comisión Nacional de Liturgia IEMA
Compartir

X