Tiempo de Oración – Propuesta semanal para el 24 de octubre

23 Oct 2018
en Espiritualidad y devoción
Tiempo de Oración – Propuesta semanal para el 24 de octubre

Encuentro con Dios

 

SALMO 39: 1-3. RVC

Gracias te damos, Dios mío, gracias te damos,
porque tu nombre está cerca de nosotros.
¡Todos hablan de tus hechos portentosos!

«En el momento en que yo decida,
habré de juzgar con rectitud.
Aunque la tierra y sus habitantes se estremezcan,
Yo sostengo sus columnas.

A los insensatos les digo: “No sean arrogantes”,
y a los impíos: “No sean orgullosos;
no hagan alarde de su poder;
no levanten tanto la nariz.”

El juicio no viene del este ni del oeste,
ni del desierto ni de las montañas:
El juicio proviene de mí, que soy Dios.
A unos, humillo, y a otros enaltezco.

Ya el cáliz del juicio está en mi mano;
ya el vino mezclado se ha fermentado,
y yo, el Señor, estoy por derramarlo;
¡todos los impíos de la tierra lo beberán hasta el fondo!»

Yo siempre hablaré de ti,
te cantaré salmos, Dios de Jacob.
Tú deshaces todo el poder de los pecadores,
pero exaltas la fuerza de los hombres justos.

 

Alabad al Señor

Ayudar y servir en tu nombre
es el fin que queremos lograr
y, si hiciera aún falta, poderte decir:
“Nuestra vida te damos Señor”.

Pero esto será muy difícil
de lograrlo sin tu bendición.
Y por eso primero queremos pedir
tu perdón y tú guía, Señor.

Rodolfo Miguez (CyF 279)

 

Lectura del día

Juan 13: 1-17. RVC

Antes de la fiesta de la pascua, Jesús sabía que su hora había llegado para pasar de este mundo y volver al Padre. A los suyos que estaban en el mundo los había amado siempre, y los amó hasta el fin. El diablo ya había puesto en el corazón de Judas Iscariote, hijo de Simón, que entregara a Jesús, así que mientras cenaban  Jesús, que sabía que el Padre había puesto en sus manos todas las cosas, y que había salido de Dios, y que a Dios volvía,  se levantó de la cena, se quitó su manto y, tomando una toalla, se la sujetó a la cintura;  luego puso agua en un recipiente y comenzó a lavar los pies de los discípulos, para luego secárselos con la toalla que llevaba en la cintura.  Cuando llegó a Simón Pedro, éste le dijo: «Señor, ¿tú me lavas los pies?» Respondió Jesús y le dijo: «Lo que yo hago, no lo entiendes ahora; pero lo entenderás después.»  Pedro le dijo: « ¡Jamás me lavarás los pies!» Y Jesús le respondió: «Si no te los lavo, no tendrás parte conmigo.»  Simón Pedro le dijo: «Entonces, Señor, lávame no solamente los pies, sino también las manos y la cabeza.»  Jesús le dijo: «El que está lavado, no necesita más que lavarse los pies, pues está todo limpio. Y ustedes están limpios, aunque no todos.»  Y es que él sabía quién lo entregaría; por eso dijo: «No todos están limpios.»  Después de lavarles los pies, Jesús tomó su manto, volvió a la mesa, y les dijo: « ¿Saben lo que he hecho con ustedes?  Ustedes me llaman Maestro, y Señor; y dicen bien, porque lo soy.  Pues si yo, el Señor y el Maestro, les he lavado los pies, también ustedes deben lavarse los pies unos a otros.  Porque les he puesto el ejemplo, para que lo mismo que yo he hecho con ustedes, también ustedes lo hagan.  De cierto, de cierto les digo: El siervo no es mayor que su señor, ni el enviado es mayor que el que le envió.  Si saben estas cosas, y las hacen, serán bienaventurados.

En un contexto de despedida triste, de una traición y| « bajo la siniestra sombra de la cruz » (*); realidad de una situación dramática que, el Evangelio nos invita a participar con respeto y devoción, No hay duda alguna, que el ejemplo del “lavado de los pies” es un símbolo del Santo Bautismo; de manera que el sacramento es la puerta de nuestra entrada a la Iglesia Universal: « Pedro le dijo: ¡Jamás me lavarás los pies! Y Jesús le respondió: «Si no te los lavo, no tendrás parte conmigo ». Sin embargo, esto no significa que no puede haber salvación sin el Bautismo; pues, en el relato, Jesús no le pide a Pedro una confesión de pecados, solo le pide que le permita lavarle los pies. Pensar que no hay salvación sin el bautismo es negar la obra maravillosa del Espíritu Santo a quien cree y se involucra en la causa de Jesús; significa que este Medio de Gracia –visible es al mismo tiempo, experimentar el Medio de Gracia –invisible, que nos despoja de todo aquello que nos separa de Dios. (Gálatas 5: 16 – 26)

Para la Iglesia de hoy; este acto de Jesús, es un símbolo del Servicio (otro Medio de Gracia) significa que de nuestro interior debe brotar, la solidaridad, la bienvenida, la inclusión, la generosidad, el desprejuicio, el sentido de justicia, el amor hacia nuestro prójimo… Estas actitudes, también son sacramentales; porque el Sacramento es acción. Amén.

(*) William Temple (obispo) (1881–1944), arzobispo de York y arzobispo de Canterbury.
R.G.

Oración de la mañana

Jesús, ¿viste ese hombre sentado en la plaza Flores? Anda por los cuarenta años, hoy le avisaron que se quedó sin empleo… Su compañera trabaja, unas horas de doméstica y los chicos van a la escuela; además su papá vive con él y está muy enfermo, la obra social no cubre todos los gastos de medicación… No encuentra ninguna salida, siente que no es nada sin empleo; siente que ha perdido su dignidad. ¿Cómo va alimentar a su familia, cómo va seguir sosteniendo a su padre? No puede dejar que su mujer haga todo; además el dinero que ella trae no alcanza… Se siente cansado, desesperado, siente que el mundo se le vino encima…. ¿Qué va ser de él, de su familia? ¿Qué vas hacer Vos, Jesús? ¿Qué vamos hacer nosotras y nosotros, como como Comunidad de Fe, sólo seguir mirando…?

Equipo de Liturgia de Iglesia Evangélica Metodista de Flores

 

Hoy oramos

  • El trabajo de nuestras congregaciones
  • Por los desafíos que se presentan en la misión y evangelización.
  • Por nuestras escuelas dominicales y educación cristiana.
  • Por cada una de nuestras familias.
  • Por quienes sufren desamparo, olvido, tristeza.
  • Por nuestro pueblo
  • Por nuestros líderes: pastoras, pastores, laicas, laicos.
  • Por los proyectos de campamentos y encuentros para los meses venideros.
  • ¡Oremos sin cesar!

A las hermanas y hermanos de las congregaciones del país:

Les invito a que envíen sus motivos de oración (u oraciones) para que podamos compartirlos en la semana, mediante este medio. De esta manera, estaremos en verdadera conexionalidad y unión, pidiendo a nuestro trino Dios que nos guíe y cuide como parte de su pueblo.

Enviarlos a virgiminico@hotmail.com

 

Oración de la noche

Jesús, al retirarnos a descansar, ayúdanos a pensar en mañana. Cuando vamos a seguir creando como un artista un mundo nuevo. Un mundo nuevo para quien limpia un departamento, para quien estudia en un colegio o en la universidad o quien escribe una carta o quien espera ser atendido por un médico… Ayúdanos a orar siempre de esta manera, que nuestra oración nos ayude a ser y hacer. Ven, descansa con nosotras y nosotros, Jesús.

Equipo de Liturgia de Iglesia Evangélica Metodista de Flores

propuestas anteriores

Compartir

X