Tiempo de ayuno y oración – Propuesta semanal para el 22 de abril

21 Abr 2020
en Espiritualidad y devoción
Tiempo de ayuno y oración – Propuesta semanal para el 22 de abril

Encuentro con Dios


Salmo 118:1-2, 14-24 – RVC

¡Alabemos al Señor, porque él es bueno;
porque su misericordia permanece para siempre!

Que lo diga ahora Israel:
« ¡Su misericordia permanece para siempre!»

El Señor es mi fuerza, y a él dedico mi canto
porque en él he hallado salvación.

15 En el campamento de los hombres justos
se oyen gritos jubilosos de victoria:
« ¡La diestra del Señor hace grandes proezas!
16 ¡La diestra del Señor se ha levantado!
La diestra del Señor hace grandes proezas!»

17 No voy a morir. Más bien, voy a vivir
para dar a conocer las obras del Señor.
18 Aunque el Señor me castigó con dureza,
no me entregó a la muerte.

19 ¡Ábranme las puertas donde habita la justicia!
¡Quiero entrar por ellas para alabar al Señor!
20 Ellas son las puertas que llevan al Señor,
y por ellas entran quienes son justos.

21 Te alabo, Señor, porque me escuchas,
y porque me das tu salvación.
22 La piedra que los constructores rechazaron,
ha llegado a ser la piedra angular.

23 Esto viene de parte del Señor,
y al verlo nuestros ojos se quedan maravillados.
24 Éste es el día que el Señor ha hecho;
y en él nos alegraremos y regocijaremos.


Alabad al Señor

Al Salvador Jesús canciones por doquier.
Con gratitud y puro amor entone todo ser;
A quien nos redimió en santa caridad,
Cristianos todos con ardor su nombre celebrad.

A Cristo el Salvador,Rey de la eternidad,
Tributa cantos de loor el coro celestial;
Con ellos a una voz, con júbilo sin par,
Las glorias de su inmenso amor, cristianos entonad.

Las glorias declarad del príncipe de paz;
Es su justicia salvación y su poder bondad.
Es digno solo él de gloria sin igual,
Pues con su sangre nos abrió el reino celestial.

Rey de la vida es él, del mundo el vencedor
Quien a la muerte despojó de todo su terror;
En el poder vivid de su resurrección;
Glorioso el día llegará de plena redención.

Matthew Bridges – Cántico Nuevo 34

Lectura del día

Mateo 28:1-10

Cuando pasó el día de reposo, al amanecer del primer día de la semana, María Magdalena y la otra María fueron a visitar el sepulcro.2 De pronto, hubo un gran terremoto, porque un ángel del Señor descendió del cielo, removió la piedra, y se sentó sobre ella.3 Su aspecto era el de un relámpago, y sus vestidos eran blancos como la nieve.4 Al verlo, los guardias temblaron de miedo y se quedaron como muertos.5 Pero el ángel les dijo a las mujeres: «No teman. Yo sé que buscan a Jesús, el que fue crucificado.6 No está aquí, pues ha resucitado, como él dijo. Vengan y vean el lugar donde fue puesto el Señor.7 Luego, vayan pronto y digan a sus discípulos que él ha resucitado de los muertos. De hecho, va delante de ustedes a Galilea; allí lo verán. Ya se lo he dicho.»8 Entonces ellas salieron del sepulcro con temor y mucha alegría, y fueron corriendo a dar la noticia a los discípulos.9 En eso, Jesús les salió al encuentro y les dijo: « ¡Salve!» Y ellas se acercaron y le abrazaron los pies, y lo adoraron.10 Entonces Jesús les dijo: «No teman. Vayan y den la noticia a mis hermanos, para que vayan a Galilea. Allí me verán.»

 

A ver, que nos dice el Evangelio hoy… El breve capítulo de la resurrección da sentido a todo el evangelio. Cada evangelista redactó este capítulo con libertad de forma; pero todos los cuatro siguieron un mismo esquema didáctico en tres fases: a) el signo del sepulcro vacío, b) la aparición de Jesús a algunos miembros de la comunidad, c) el encuentro definitivo con sus discípulos. Todo converge hacia un pensamiento principal: que fue el mismo Resucitado quien comunicó a los discípulos la misión de proclamar el evangelio a todo el mundo.

La visita al sepulcro, evoca la iniciativa de aquellas mujeres; que reflejan también, celebración ritual de la Iglesia de Jerusalén. Veían el sepulcro vacío como memorial y signo de identidad entre el Jesús de la cruz, que fue enterrado allí, y el de la gloria, que ya no estaba allí.

Mientras que obedecen al mensajero, corren a llevar la llama a los discípulos, encuentran, vivo al mismo Jesús que ya conocen. ¡Qué maravilla y alegría superlativa!; sumado al amor y a la adoración; síntesis de una actitud de fe cristiana que se instala en ese grupo de seguidoras y seguidores, para siempre.

Cuando Mateo escribe, el hecho cristiano se vive como ruptura con el judaísmo. El hecho cristiano no se vive en Jerusalén sino en Galilea. Con el Templo ya no hay posibilidad de entendimiento o diálogo. Esto ya lo ha expresado Mateo cuando el día mismo de la muerte de Jesús hace que el velo del Templo se rasgue de arriba-abajo: Pero Jesús, después de clamar nuevamente a gran voz, entregó el espíritu. En ese momento el velo del templo se rasgó en dos, de arriba hacia abajo; la tierra tembló, las rocas se partieron.(Mateo 27:50-51 RVC). Para Mateo el Templo es lugar de terrores y de miedos; pero el Resucitado les dijo con mucha fuerza: “ustedes no tengan miedo”. Por otro lado… Las mujeres que van al sepulcro, pueden ser un símbolo de amor, entusiasmo, de lealtad y alegría por la vida plena que ya comienza.Ahora bien…

Estimada hermana, hermano: ustedes pueden sacar sus propia conclusiones de este maravilloso pasaje; yo comparto las mías…

Creer en el mensaje y abrazar la causa del Resucitado, siempre conlleva un cambio de actitud frente a uno mismo, frente a las y los demás, frente a la vida misma; es la experiencia grandiosa y única y en este caso personal, a la que llamamos “conversión” como dijo el Apóstol:

«De modo que si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas” (2 Corintios 5:17 RVR 1960)

También el pasaje habla a quienes hace tiempo caminamos con el Resucitado… Así como los discípulos rompieron con el templo y dejaron a la maravillosa Jerusalén; nosotras y nosotros debemos replantearnos nuestra fe… Miedos, prejuicios, legalismos, que no nos permiten acercarnos a la otra u otro y aceptarlo tal cual es. Entender y poner en práctica el mensaje del Resucitado. Es reconocer que nuestra vida espiritual no se limita solo a la lectura de las Escrituras y a la oración (ambas esenciales) sino también al compromiso concreto que como GENTE CRISTIANA tenemos con nuestro prójimo… No aceptar o avergonzarnos de nuestro prójimo es negar o avergonzarnos del Resucitado que decimos amar…

 

Mi Salvador Jesús, ¿será posible
Que se avergüence algún mortal de ti?
¿Y qué olvidando tus sublimes hechos,
Niegue lo que por él sufriste aquí?

¿Avergonzarme del querido Amigo,
Mi Apoyo, mi Esperanza, mi Sostén?
¡No! mi vergüenza es que, aunque le amo tanto.
No le amo siempre como al Sumo Bien

Avergonzarme de Jesús podría,
Si no tuviese culpas que lavar,
Ni bienes que pedir, ni oculto miedo,
Ni gracias, ni perdones que implorar.

Pues bien… A seguir protegiéndonos y protegiendo a otras y otros… ¡Bendecido Tiempo de Pascua para todas y todos! Amén.

ROG

Oremos en paz y en comunión…

Amado Dios, Padre y Madre; gracias por ser parte de tu Iglesia en este momento. Gracias por la oportunidad de difundir tu amor y esperanza a un mundo que vive en la oscuridad y la desesperación. Tu Palabra dice que si tu pueblo, ora, evita la maldad y clama a tu nombre, Tú le responderás y restaurarás su tierra. Nosotras y nosotros, que pertenecemos a tu pueblo; te pedimos perdón por las veces que no amamos a las personas que pusiste a nuestro alrededor. Permite que en este tiempo,nos fortalezcas y nos recuerde cuánto amas a este mundo herido. Sana nuestra tierra y úsanos para atender las necesidades de las y los demás. Que nuestra fe crezca tanto como haces crecer a tu Iglesia. Ven, Señor Jesús, y haz lo que solo Tú, puedes hacer. En tu bendito nombre oramos, Jesús. Amén.


Oremos por…

  • Todas las personas de nuestro país y del mundo que están trabajando y comprometiéndose por los otros, las otras.
  • Por nuestros mayores.
  • Para que podamos declarar sin miedo y sin vergüenza que Cristo es nuestro guía, maestro y salvador.
  • Para que Dios transforme los corazones de las personas que, teniendo más riquezas, no quieren ver ni ayudar a los más necesitados.
  • Por la misión de nuestra Iglesia Evangélica Metodista Argentina, en esta época de pandemia, donde, el compromiso y atención a las personas, tanto miembros como otros/as, es tan esencial y activa como palabra activa del Evangelio.
  • Por los, las pastores, pastoras, laicos, líderes, docentes, jóvenes que hacen posible el encuentro todos los días, por los diferentes canales de comunicación virtual.
  • Por nuestros niños, niñas.
  • Por todo el personal de salud.
  • Por los/las docentes de todos los niveles.
  • Sigamos agregando otros motivos particulares de oración…

Porque….

Tuyo es el Reino, tuyo el poder.
Tuya la gloria, siempre ha de ser…
Tuyo es el Reino el poder y la gloria
Siempre ha de ser. Amén!



propuestas anteriores

Compartir

X