Tiempo de ayuno y oración – Propuesta semanal para el 17 de marzo

16 Mar 2021
en Espiritualidad y devoción
Tiempo de ayuno y oración – Propuesta semanal para el 17 de marzo


Tiempo de Cuaresma, para andar despacio y pensar profundo


Y vamos llegando casi al final de la Cuaresma, se va viendo esa luz que sólo Cristo puede darnos; aún nos faltan algunos pasos y entonces vamos colocando en nuestro corazón este hermoso texto del evangelio de Juan 3: 16 -17.

«Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree no se pierda, sino que tenga vida eterna.  Porque Dios no envió a su Hijo al mundo para condenar al mundo, sino para que el mundo sea salvo por él.»


Con la Biblia en la mano

Juan 8:12

Jesús, la luz del mundo : En otra ocasión, Jesús dijo: «Yo soy la luz del mundo; el que me sigue, no andará en tinieblas, sino que tendrá la luz de la vida.»


Tiempo de ayuno y oración

Si la Palabra va iluminando tu vida, notarás que te abre a horizontes insospechados. Se trata de CONFIAR. Sí, sí de confiar en el amor fiel de Dios. Este amor que hoy se nos manifiesta como Luz. Que nos desenmascara.


Oremos al Señor

Tenemos que pedir más luz para que el Señor me haga ver su Gracia y mi fragilidad.

Tenemos que atrevernos a entrar en el corazón de Dios. Ese corazón que tanto amó “al mundo que entregó a su Hijo único”. Necesitamos entrar y aprender también nosotros a amar, aquí y ahora, de la misma manera.

Tenemos que buscar sinceramente la luz de Dios, porque a quien la busca, Él le sale al encuentro.

¡Adelante, el Señor camina con nosotros!


Nos preguntamos…

  • ¿Eres consciente de la confianza que Dios ha puesto en ti?
  • ¿Cuáles son las sombras de tu vida?
  • ¿Sabes cuál es la mejor luz…? la del amor

Mientras oramos vamos escuchando “Enciende una luz. . .”


Oramos todos juntos y juntas por


  • Este tiempo de ayuno y oración para poder seguir en el entrenamiento cuaresmal, para encontrar en la luz de Jesús el verdadero amor, ese amor que no cambia, que no tiene elegidos que es para todas y todos!!!
  • Por los líderes, Pastores y Pastoras en este tiempo de Cuaresma, para acompañar a descubrir al hermano/a el mejor camino hacia Jesús.
  • Los enfermos, los que inician tratamientos, los que están a la espera de un diagnóstico, los que tienen que tomar decisiones importantes para su vida.
  • Por el inicio de las actividades escolares, que sean lo mejor para todos . Oramos por el alumnado , por los docentes y directivos que van a comenzar un tiempo nuevo, distinto, en las mismas escuelas, sintiendo que ninguno es igual por haber atravesado tiempos de aislamiento, de clases virtuales, tal vez tiempos de enfermedad o pérdida. Allí te pedimos Señor una misericordiosa bendición desde lo alto, que puedan sentir tu mano abrigando a cada uno, para que todos vuelvan a sentir que es el lugar dónde se aprende y se comparte, donde se juega y también se crece.

Las Comunidades de Fe:

  • ¡¡Mar del Plata está orando para ver crecer la Iglesia con jóvenes, niñas y niños!! ¡¡Cuando los hermanos y hermanas oran juntos el Señor manda bendición!!
  • Distrito Córdoba: Que tu Consuelo oh Dios llegue a las familias que están atravesando problemas económicos, de salud y de relaciones. Restaura y transforma nuestras familias.
  • Distrito Norteño, para poder programar actividades juntos, para crecer como distrito…
  • Por la comunidad de Tucumán, Pido que oremos por sus jóvenes y adolescentes, por sus hogares, y que el Señor los ilumine para tener un encuentro personal y reconocerlo como Señor de sus vidas…
  • La Iglesia Nacional, el Obispo, los Pastores y Pastoras, que siguen sosteniendo la comunión en sus lugares habituales de mil formas diferentes virtuales o presenciales.
  • ORAMOS por los Hogares LOWE, por su situación económica, para que florezca aún en este tiempo de pandemia. Amado Padre tú lo haces posible. Por el personal que trabaja allí, que sientan la bendición del Señor por la tarea que realizan y a la vez estén tranquilos sabiendo que pueden seguir trabajando. Por cada uno de los niños y niñas que están en los hogares, bendícelos Señor, con alegría, con ternura, con esas risas que sólo los más chicos pueden contagiarnos. Una bendición especial para todos los que allí habitan, tu abrazo a cada uno y tu caricia sobre sus cabezas sintiendo tu presencia. Te lo pedimos en el nombre de Jesús.

Amén



DIOS te tiene en su agenda cada día y te bendice, sé agradecida/o con su bendición.

¡¡¡Hasta la próxima semana!!!

Pastora Cristina Dinoto
Comisión Nacional de Liturgia IEMA
Compartir

X