Mes de La Biblia: Wesley y las Escrituras

10 Sep 2019
en CMEW
Mes de La Biblia: Wesley y las Escrituras

Primera entrega

En el mes de la Biblia nos ocuparemos de algunos aspectos del pensamiento y práctica de Juan Wesley en relación a las Escrituras. Variadas enseñanzas obtendremos de ello, muchas de las cuáles tienen aún vigencia para la iglesia y para cada creyente.

Wesley y su tiempo

Todas las personas somos producto del contexto histórico en el que vivimos. Tanto las oportunidades, como los condicionamientos influyen en el pensamiento, las relaciones, la manera de vincularnos con el entorno y las interpretaciones de la realidad.

Nos proponemos acercarnos al modo en que Juan Wesley comprendía y utilizaba las Escrituras y para ello debemos tener presente que él también es un hijo de su tiempo: Inglaterra del siglo XVIII. En la entrega de la próxima semana podremos observar más en detalle el método, los autores y corrientes de pensamiento que tuvieron influencia en Wesley.

En esta ocasión, nos alcanza con tener presente lo siguiente. Wesley poseía una gran erudición, acompañada de una gran humildad, esto lo lleva a afirmar en el prefacio a sus “Notas al Nuevo Testamento”: (los) “eruditos, quienes cuentan con muchas otras ayudas, y muchos menos, para quienes tienen larga y profunda experiencia en los caminos y la palabra de Dios. A sus pies quiero sentarme y aprender.” A pesar de haber dedicado muchos años de su vida a la lectura de variados saberes, nunca abandonó la humildad que le permitió ir siempre a la búsqueda de nuevos conocimientos que le permitieran crecer en la fe.

La Palabra al alcance de todas las personas

Tal como hemos señalado en varias oportunidades, la preocupación de Wesley siempre fue pastoral: ¿Cómo llegar a todas las personas con el Evangelio? Y para ello, buscó lo simple, aunque profundo; buscó lo práctico por encima de lo especulativo, procuró la consistencia de los contenidos, pero evitó la erudición que pudiera desalentar a las mayorías.
Así es como sus “Notas al Nuevo Testamento” no tienen pretensiones académicas, aunque sí rigor en los contenidos. Optó (como se verá la próxima semana) por trabajar a partir de material existente por medio de una pedagogía popular.

Notas al Nuevo Testamento

En el prefacio a esta obra, Wesley da cuenta de las razones por las cuales se aventura a escribir esa obra, particularmente, dirigida a las personas comunes, a quienes dan sus primeros pasos en la fe y que por razones sociales y culturales no han tenido acceso a la educación, cosa que estaba al alcance de pocos en esos tiempos.

Citamos del Prefacio a la obra mencionada:

“(…) he evitado toda investigación crítica o meramente curiosa, todo uso de las lenguas eruditas, y todo método de razonamiento que pueda parecer extraño al pueblo común. De igual modo, he tratado de evitar más bien que de responder a cuestiones, o de plantear dificultades en las que el lector común no pudiese seguirme.” (Obras, Tomo IX, p. 312).

Sin embargo, la búsqueda de la simplicidad pedagógica no lo habilita a Wesley a desmerecer la Palabra de Dios, él mismo lo advierte:

“Pero mi propia conciencia me absuelve de haber tergiversado a propósito algún pasaje de la Escritura, o de haber escrito una sola línea para inflamar los corazones de los cristianos unos contra otros. No permita Dios que yo emplee palabras del amabilísimo y gentil Jesús como vehículo para tal veneno.”

Otro aspecto destacable en el prefacio a la obra citada, es la explicación, accesible y a la vez profunda, acerca de la importancia de la contextualización de los textos bíblicos y la búsqueda de los detalles y matices. De esta manera alerta Wesley a los lectores: “Dios no habla como humano, sino como Dios, y por lo tanto sus palabras tienen un poder inacabable. (…) Por ello dice Lutero: ‘la teología no es sino la gramática del Espíritu Santo’. Para entender la Escritura completamente, tenemos que ver el énfasis que se le da a cada palabra, las emociones santas que expresa, y el temperamento y actitud de cada autor.”

En las próximas entregas veremos más detalles sobre las “Notas al Nuevo Testamento” y otros asuntos sobre Wesley y las Escrituras.

Claudio Pose para CMEW


Compartir

X