Joven en Misión 2012 – Iquique – Chile

27 Feb 2012
en Jóvenes
Iglesia Evangélica Metodista Argentina

En febrero de 2012 un grupo de jóvenes de las diferentes regiones tuvieron la bendición de participar del programa «Jóven en Misión» que forma parte del CIEMAL (Consejo de Iglesias Evangélicas Metodistas de América Latina y el Caribe).

El Encuentro Bi-Regional se celebró del 09 al 17 de febrero de 2012 en las dependencias del colegio Metodista William Taylor, donde 100 jóvenes participantes de 9 países (Chile, Argentina, Colombia, Brasil, Uruguay, Ecuador, Paraguay, Perú y Bolivia ) salieron a llevar las buenas nuevas en las poblaciones de Pica, Alto Hospicio e Iquique del país hermano de Chile. Con la idea de capacitar a jóvenes de todo el cono sur y buscar mas de Dios.

Los primeros tres días fueron de capacitación, los temas dados fueron: Identidad Metodista, Discipulado, Evangelismo, Liderazgo, Compromiso Espiritual, Técnicas de Evangelismo donde se preparó la puesta en escena teatral “Libérame” que fue realizada en cada una de las poblaciones donde los jóvenes misionaron; se agradece a Joyce Torres, Elizabeth Concha, Sinval Filho y Karl Marc por compartir sus testimonios a través de sus ministerios.

La delegación Argentina estuvo conformada por Charly Novotny (Córdoba) Coordinador CIEMAL Argentina, Denise Andrea Dekker (Córdoba), Iris Soria (Salta), Dimas Gómez (Rosario), Lorena Briozzo (Concordia), Malena Gómez (Rosario), Dante Evans (Trelew), David Jones (Gaiman), Carolina Sabín (GBA), Marcos G. Ferrari (GBA).

Damos gracias a Dios por toda su gracia que acompañó a estos jóvenes que se llenaron de nuevas experiencias en Cristo y volvieron renovados y llenos de su presencia. Se agradece por planificación y organización de este evento a la Iglesia Metodista de Chile, al Distrito de Iquique y la FEJUMECH (Federación Juventud Metodista de Chile) quienes nos han abierto los brazos, recibido y organizado el encuentro en dicho país, Dios les guarde.

Es una alegría que mediante estos encuentros podamos fortalecer la Conexionalidad del Metodismo en nuestro continente, que nuestro señor llene de bendiciones la vida y el ministerio de cada uno de los Líderes de Jóvenes, Pastores, Obispos, hermanos y hermanas que trabajan por cumplir con este objetivo en América Latina y el Caribe.

«Que nuestro Señor Jesucristo mismo y Dios nuestro Padre, que nos amó y por su gracia nos dio consuelo eterno y un buena esperanza, os anime y os fortalezca el corazón, para que tanto en palabra como en obra hagáis todo lo que sea bueno.»
2 Tesalonicenses 2:16-1

Testimonios

Bendiciones a todos, quería dar mi testimonio y agradecimiento en primer lugar a Dios y a la comunidad de Salta a la cual pertenezco y quiero expresar mucha gratitud a todos los jóvenes que nos reunimos en Iquique Chile desde el 9 al 17 de febrero de 2012 en el marco del programa joven en misión organizado por Ciemal.

En todo momento sentimos que Dios nos ha llamado a servirle en ese país y la presencia del Espíritu Santo en cada momento desde la capacitación hasta los momentos libres .en todo momento fuimos contenidos ,cuidados y escuchados por todo el equipo organizador y además se pudo ver la capacidad y compromiso de los disertantes .

Personalmente considero que traje muchas cosas para mi comunidad de Salta para seguir trabajando en la obra del señor. Bendigo a todos por lo recibido y a Dios por tanto amor y bendición

Iris Soria
IEMA Salta


“Haber sido parte de CIEMAL 2012 fue una experiencia realmente hermosa y de mucha bendición, desde el hecho de poder conocer nuevos lugares, personas y nuevos desafíos que Dios tiene para con nosotros. Fue la primera vez que participé de un evento de este tipo, y fui sorprendida por la buena predisposición de todos los que participamos, tanto jóvenes, como pastores, talleristas, entre otros. Además, surgió una amistad entre la delegación argentina muy linda, ya que prácticamente no nos conocíamos de antes, en algunos casos solamente de vista, y logramos sentir cómo el Espíritu obraba en nosotros.

A pesar de algunas dificultades que surgieron en un momento al querer empezar a misionar, el Señor nos respondió y sorprendió a todo el grupo, mostrándonos cuál era su voluntad.
Es una experiencia que siempre voy a recordar, y doy gracias a Dios por esta oportunidad.”

Denise Dekker
IEMA Córdoba


Las expectativas de cuando va a un lugar que no conoce no son muy concretas pero si uno va confiado de que son de Dios, hay que estar tranquilo que va a ser de provecho en todo sentido.

Antes de empezar el viaje en si había que confirmar que tenía que ser yo el que tenía que estar ahí.

En una charla con Charly (Carlos Novotny) vi que yo podía estar ahí, porque me sentía cómodo trabajando de esa manera, pero no me sentía elegido y fue un momento que apareció un muchacho con la necesidad que alguien lo escuche y contar un poco su historia, en ese momento no me daba cuenta pero cuando oramos por su vida se me abrieron los sentidos, Dios me estaba hablando de todas maneras que yo tenía que ir.

Ya empezado el viaje era hora de conocer a la delegación nacional y sacar todo prejuicio, conocí a gente de un trabajo incansable para Dios, gente con unos dones increíbles y terminar de conocer amigos en un desafío nuevo para todos. Nos sorprendió desde el avión y antes también mostrándonos toda su inmensidad.

Los primeros días de capacitación fueron totalmente enrumbados a la tarea, y lo escribo por la forma en que lo recibí más allá de que la capacitación obviamente era para los días de misión, se remarcó lo importante del discipulado lo importante que es tener contención, tanto en hermanos en Cristo, como en grupos pequeños o en la misma congregación. También remarcar lo necesario de tener la idea clara y conocer plenamente de que hablamos frente a otros.

En lo que fue conocer gente de otros países se noto las distintas formas de trabajar, las distintas fuerzas de cada una de las delegaciones, desde ver una delegación con mucha fuerza espiritual y una invocación de la presencia de Él constante a otra delegación que se gozaba en un perfil más bajo pero con una clara forma de hablar y capaz de llegar a cualquier persona; y así me di cuenta que lo utópico es posible, que lograr un consenso entre personas que trabajan de formas totalmente diferentes, es posible en tanto la visión sea la misma y las bases en Cristo estén plantadas.

A la hora de la misión se mostró que Dios realmente nos había escogido para trabajar en Pica, nos sorprendió de mil maneras, y que hayamos aprovechado esa oportunidad de trabajar para El nos mostró toda su grandeza y su fidelidad porque en todo momento ¡contestó! En todo momento se mostró en testimonios, en momentos “límites” y momentos de fraternidad con los mismos hermanos.

En síntesis, uno vio el mover del Espíritu en todos los hermanos, vio la fidelidad de Dios con sus hijos, vio el poder de El hablando a través de nosotros y lo mejor es que esto no tiene cierre, sino que va a seguir en cada uno de los países, que van a seguir pelando la buena batalla “esforzosos y valerosos” confiados en El.

Dimas Gomez
IEMA Rosario

Compartir

X